Suspenden programa “Olla Solidaria” que sirvió más de 32 mil platos de sopa en Carrizal

 

Por quinto viernes consecutivo, cientos de carrizaleños y habitantes de municipios vecinos como Guaicapuro, esperaron sentados en vano la sopa que desde febrero del 2017 venía preparando puntualmente la Alcaldía de Carrizal para beneficio de niños, adultos y personas de la tercera edad.

“Vengo de Guaremal (Los Teques) cada viernes por el plato de sopa, pero desde que ganó el nuevo alcalde ese plan social no lo han vuelto a realizar”, narró la mañana de ayer Wilfredo Rojo, mientras esperaba en el terreno acondicionado por la administración anterior para atender semanalmente hasta 600 personas.

“La Olla Solidaria”, nombre del programa social, fue creada por el ex alcalde José Luis Rodríguez como respuesta a la gran cantidad de personas que diariamente se acercaban a su despacho en busca de ayuda para comprar comida.

Arrancó hace 11 meses e inició con la preparación de un hervido que suministraba nutrientes a unas 200 personas, poco a poco se fueron sumando comerciantes al programa que en su última entrega, viernes 8 de diciembre, dos días antes de las elecciones municipales, sirvió 500 platos de sopa.

“Unas semanas era de pollo otras de carnes, siempre con muchas verduras”, recuerda Magaly Álvarez, una de las tantas mujeres que se sumaba voluntariamente a la preparación de los alimentos a cambio de poner almorzar ella y sus hijos.

En un principio los beneficiados recibían el alimento y lo consumían sentados en las aceras adyacentes a la sede de la alcaldía, posteriormente fue habilitado un terreno en el que se instalaba un toldo, mesas y sillas donde ancianos, niños y adultos procedentes incluso de Las Tejerías (Aragua) almorzaban.

“Teníamos la esperanza que este año el nuevo alcalde activara la Olla Solidaria, pero ya estamos a doce y no han dicho nada”, reseñó Clara Benavidez, quien aseguró que el viernes posterior a las elecciones la zona se llenó de personas que esperaban ansiosas y nunca tuvieron respuesta.

Benavidez emplazó tanto a Farith Fraija como a la alcalde de Guaicaipuro Wisely Álvarez seguir el ejemplo del e burgomaestre Rodríguez con esta política social que sirvió en casi un año más de 31 mil 200 plantos de sopa.

“En Los Teques habían comedores escolares que fueron derribados por el Metro durante su construcción y nunca más fueron construidos”, recordó la mujer, quien califica como alarmante la gran cantidad de personas que diariamente hurgan en la basura en busca de alimentos ante la escasez y la inflación.

“Se hacen llamar socialistas y se llenan la boca hablando de políticas sociales y lo primero que hacen al llegar al poder es eliminar este tipo de ayudas”, reclamó uno de los hombres en situación de calle que este viernes en vano caminó hasta Carrizal con la esperanza de volver a comer sopa.

Daniel Murolo

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *