Coronavirus: qué son las «vacunas en polvo» y qué tan cerca estamos de poder utilizarlas para combatir el covid-19

Redaccion El Tequeno

argumentative essay for middle school viagra generika usa deutschland online apotheke cialis free watch https://thembl.org/masters/for-and-against-essay-exercise/60/ dudine 150 mg viagra https://www.lapressclub.org/hypothesis/cause-and-effect-essay-media-violence/29/ https://businesswomanguide.org/capstone/pharmacy-sample-essays/22/ tadacip deutschland ouverture dissertation argumentation directe indirecte sildenafil en pacientes cardiacos gay marriage position essay seamus heaney sunlight essay see does viagra really work women crossing the bar essay science projects essays https://caberfaepeaks.com/school/ancient-egypt-homework-helper/27/ https://www.rmhc-reno.org/project/cell-free-protein-essay-on-a-microchip/25/ how to get viagra covered by medicare common core essay questions crestor rebate program cialis marblemount https://samponline.org/blacklives/report-card-comments-for-creative-writing/27/ essay on the environment in irish should boys learn how to cook essay here and then there were none essay but cialis overnight delivery cytotec route response to intervention research paper essay corruption hindi En este momento, la protección contra el coronavirus se obtiene a través de una inyección. Pero en el futuro, las inoculaciones podrían provenir de inhaladores o incluso píldoras.

En un laboratorio blanco y aireado en Medicon Village, uno de los parques científicos más grandes del sur de Suecia, la química Ingemo Andersson sostiene un inhalador de plástico delgado, del tamaño de la mitad de una caja de cerillas.

Su equipo espera que este pequeño producto pueda desempeñar un papel importante en la lucha mundial contra el coronavirus, al permitir que las personas tomen en su casa versiones en polvo de futuras vacunas.

«Es fácil y muy barato de producir», dice Johan Waborg, director ejecutivo de la empresa, que generalmente fabrica inhaladores para pacientes con asma.

«Simplemente se quita un pequeño deslizamiento de plástico y luego se activa el inhalador de la vacuna y se pone en la boca, respiras hondo e inhalas».

Coronavirus
Ingemo Andersson con la vacuna de inhalador de Iconovo.

La compañía, Iconovo, está colaborando con una empresa de investigación de inmunología en Estocolmo, ISR, que ha desarrollado una vacuna de polvo seco contra covid-19.

Utiliza proteínas del virus de covid-19 fabricadas (a diferencia de Pfizer, Moderna y Astra Zeneca, que utilizan ARN o ADN que codifican estas proteínas) y puede soportar temperaturas de hasta 40° C.

Ese es un gran contraste con las condiciones que se necesitan para almacenar las vacunas actuales contra el coronavirus que están comúnmente disponibles y aprobadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS), las cuales están todas en forma líquida.

Deben mantenerse en viales de vidrio resistente a temperaturas tan bajas como -70° C, antes de transferirlas a los refrigeradores, o pierden efectividad, lo que se conoce como la «cadena de frío».

«El cambio de juego es que se puede distribuir la vacuna [en polvo] con mucha facilidad sin la cadena de frío, y se puede administrar sin necesidad de proveedores de atención médica», dice el fundador de ISR, Ola Winquist, profesor de inmunología del Instituto Karolinska, una de las principales universidades médicas de Suecia.

Alimentos liofilizados

La compañía está probando actualmente sus vacunas en las variantes beta (Sudáfrica) y alfa (Reino Unido) de covid-19.

Cree que podría resultar especialmente útil para acelerar los lanzamientos de vacunas en África, donde actualmente no hay fabricantes de vacunas locales.

Y los climas más cálidos y los suministros limitados de electricidad han generado grandes desafíos cuando se trata de almacenar y entregar vacunas de covid-19 antes de que expiren.

Todavía hay un camino por recorrer antes de que los ensayos muestren el potencial de la vacuna de secado al aire de ISR, incluido si es capaz de ofrecer el mismo nivel de protección que la lista actual de vacunas aprobadas por la OMS.

Hasta ahora, solo se ha probado en ratones, aunque ISR e Iconovo han recaudado fondos suficientes para comenzar los estudios en humanos en los próximos dos meses.

Coronavirus
Stefan Swartling Peterson dice que las vacunas en polvo podría evitar la «cadena de frío» que requieren las actuales vacunas.

Pero ya hay optimismo dentro de la comunidad médica porque si las vacunas en polvo como esta tienen éxito, podrían revolucionar la respuesta global a la pandemia de coronavirus, además de facilitar el almacenamiento y distribución de vacunas para otras enfermedades.

«Realmente abriría oportunidades para áreas de difícil acceso y tal vez nos evitaría tener personas cargando neveras portátiles en bicicletas y camellos», señala Stefan Swartling Peterson, jefe de salud global de Unicef de 2016 a 2020, ahora profesor de transformación global para la salud en el Karolinska.

Compara el impacto potencial con el de los alimentos liofilizados, que han demostrado ser «excelentes para ir a todo tipo de lugares raros que están fuera del alcance de la electricidad», ya sea para ser usadas por el personal médico o simplemente para los campistas aventureros.

Mientras empresas de todo el mundo están investigando las vacunas en polvo, Swartling Peterson apunta a otra empresa emergente con «tecnología prometedora», a solo 10 minutos a pie de Iconovo.

Ziccum está probando una tecnología diseñada para secar al aire vacunas líquidas existentes o futuras de una manera que no limite su efectividad.

Esto podría facilitar el establecimiento de las llamadas instalaciones de «llenado y acabado» en los países en desarrollo, permitiéndoles completar las etapas finales de la producción de vacunas en su propio territorio.

El polvo de la vacuna se mezclaría con una solución de agua esterilizada justo antes de la inmunización y luego se inyectaría usando viales y agujas.

Sin embargo, la tecnología «se abre a varios otros tipos de administración», desde aerosoles nasales hasta píldoras, dice su director ejecutivo, Göran Conradsson.

«Se requiere mucha investigación y desarrollo para eso. Pero en principio, sí».

Alternativa «más verde»

Janssen, que fabrica la vacuna de covid de una sola dosis, que aprobó para uso en el Reino Unido el regulador de medicamentos el mes pasado, ya está trabajando en un proyecto piloto diseñado para analizar las capacidades de secado al aire de Ziccum.

El gigante farmacéutico no ha dicho si el proyecto está relacionado con el coronavirus u otras enfermedades infecciosas, pero un portavoz indicó que la investigación era parte de un enfoque profundo para «explorar tecnología novedosa que tiene el potencial de facilitar la distribución, administración y cumplimiento» de futuras vacunas.

Las tecnologías en polvo también podrían ayudar a quienes temen a las agujas y ofrecer una alternativa «más ecológica» a las vacunas líquidas, al reducir la electricidad necesaria para alimentar los frigoríficos y congeladores que normalmente se utilizan para almacenar viales de vacunas.

Coronavirus
Goran Conradsson

Y podría ayudar a la cobertura mundial de vacunas.

«Nadie está a salvo hasta que todos estén a salvo«, dice Conradsson. «Nunca se sabe lo que va a pasar si (todavía) tienes el coronavirus circulando en alguna parte del mundo».

«Tenemos que poder llevar las vacunas a las poblaciones en todos los entornos para hacer frente a las epidemias y pandemias a nivel mundial», coincide Ingrid Kromann, portavoz de la Coalición para la Innovación en la Preparación ante Epidemias (Cepi), una organización mundial sin fines de lucro que trabaja para acelerar el desarrollo de vacunas.

Ella es cautelosa y dice que las vacunas en polvo aún se encuentran en una etapa temprana de desarrollo y que «todavía hay mucho trabajo por hacer», por ejemplo, para optimizar y ampliar el proceso de fabricación.

«Pero si tiene éxito, podría contribuir a un mejor acceso a las vacunas, menos desperdicio y menores costos de los programas de vacunación».

Si quieres recibir en tu celular esta y otras noticias descarga Telegram, ingresa a @eltequenopuntocom y dale click a +Unirme.

Next Post

Desapareció en la Villa Olímpica la bicicleta del compañero de Daniel Dhers: “No lo roban en Catia y lo vienen a robar en Tokio”

El ciclista venezolano Daniel Dhers reveló el martes que a su compañero Edy Alviarez, atleta de MBX freestyle, le robaron su bicicleta en la Villa Olímpica de Tokio 2020, en Japón. Dhers subió un video en su cuenta de Instagram para contar, entre risas, la anécdota que ambos vivieron cuando […]