El Mundo | Los enviados de Biden regresan a Caracas por sus rehenes

Redaccion El Tequeno

La segunda ronda de contactos entre los delegados de Joe Biden y Nicolás Maduro ha avanzado este martes en Caracas sin las expectativas de marzo. «Falta mucho todavía, mucha diplomacia, mucho diálogo y mucho entendimiento», ha destacado el «hijo de Chávez», quien en, esta ocasión, ha delegado en Jorge Rodríguez, presidente del órgano legislativo chavista y jefe de la delegación revolucionaria en la mesa del diálogo de México, el recibimiento a los funcionarios de la Casa Blanca.

El Mundo | Daniel Lozano

La presencia en la delegación estadounidense del embajador, James Story, y del enviado especial, Roger Carstens, marcan de antemano cuáles son los dos principales puntos a tratar en este viaje: la libertad de los presos de EEUU en las cárceles de Maduro y las negociaciones en México entre gobierno y oposición, suspendidas desde hace ocho meses. Nada más aterrizar en Caracas, Story ha mantenido una reunión con Juan Guaidó, a quien la administración demócrata sigue considerando presidente encargado del país y su gran aliado.

La ausencia del jefe de la primera delegación, Juan González, principal asesor de Biden para América Latina, ha rebajado las expectativas del encuentro, centrándolo, sobre todo, en los rehenes, pero sin olvidar que el eje fundamental del «mini-deshielo» es el petróleo en medio de la crisis energética mundial.

«Conseguir grandes avances está difícil, porque las elecciones (de mitad de mandato) están encima. Otra cosa será a finales de año veremos. Desde el punto de vista político, en EEUU el viaje no ha alcanzado mayor repercusión mediática», ha adelantado para EL MUNDO María Puerta Riera, profesora de gobierno americano en Florida.

El impacto de la primera visita de marzo, a los pocos días de comenzar la invasión rusa de Ucrania, provocó una fuerte contestación interna en EEUU, lo que frenó unos avances que se han producido posteriormente a cuentagotas. Mientras que, al principio, el chavismo liberó a dos de los rehenes estadounidenses, Washington posteriormente levantó las sanciones a Carlos Malpica, sobrino favorito de la primera combatiente revolucionaria Cilia Flores, quien fungió como vicepresidente de Finanzas de Petróleos de Venezuela (Pdvsa) y como comisionado presidencial.

La administración Biden también dio luz verde a que las petroleras estadounidense Chevron, italiana ENI y española Repsol vuelvan a producir y exportar oro negro a Europa, con la intención de paliar la actual crisis energética. Coincidiendo con esta segunda ronda, Maduro ha respondido al presidente francés Emmanuel Macron que su país está listo para recibir a las empresas francesas «que quieran producir petróleo y gas para vender en el mercado europeo».

«Mientras más se alargue la guerra de Ucrania y su impacto sobre el mercado petrolero sea mayor en la vida cotidiana de la población en los países desarrollados, en especial EEUU y Europa, los bloqueadores políticos a las negociaciones con Venezuela e Irán se harán menos relevantes», ha destacado el politólogo Luis Vicente León.

De momento, el turno es para Carstens, enviado de Biden para conseguir la libertad de los rehenes en el exterior. Y el que más preocupa hoy entre la decena de presos es Matthew Heath, hospitalizado tras su intento de suicidio. Heath, quien ha denunciado torturas durante su juicio, fue detenido en 2020 acusado de ser un espía. El rehén ha señalado directamente a sus torturadores, militares de la Dirección General de Contrainteligencia de Militar, que se habían presentado como testigos de la acusación

Si quieres recibir en tu celular esta y otras noticias descarga Telegram, ingresa a @eltequenopuntocom y dale click a +Unirme.

Next Post

Ingreso de Suecia y Finlandia en OTAN es factor desestabilizador, dice Moscú

Moscú ve con malos ojos el ingreso de Finlandia y Suecia a la OTAN, ya que considera la ampliación de la Alianza Atlántica como un factor «particularmente desestabilizador», declaró hoy el viceministro de Exteriores de Rusia, Serguéi Riabkov. «Nuestra posición es conocida, no cambia, consideramos la ampliación de la Alianza […]